Alergias. Causas y consejos para aliviar sus síntomas.

Alergias. Causas y consejos para aliviar sus síntomas.

BUEN TIEMPO Y ALERGIA PRIMAVERAL. ¡STOP!

Ya queda poco para que entre la primavera y el cuerpo lo va notando. Picores de nariz, estornudos, mucosidad, son los típicos síntomas de la alergia primaveral.

A pesar de las lluvias que ha traído la actual borrasca, que puede que haya dado cierta tregua a los alérgenos, la polinización ya se ha notado en las últimas semanas de febrero en las que se registraron temperaturas primaverales y la propagación de pólenes. “La meteorología influye en los niveles de pólenes atmosféricos y por tanto, en los síntomas de los pacientes. Los días lluviosos producen un efecto “barrido o de limpieza atmosférica”, mientras que en días cálidos, secos y con viento, las partículas de polen se desplazan fácilmente”, señala Jesús Jurado Palomo, miembro de la Sociedad de Madrid y Castilla la Mancha de Alergología e Inmunología Clínica.

Aunque la polinización tiene su máximo esplendor a finales del mes de marzo, ya entrada la primavera, hay distintos tipos de árboles y plantas que llevan a cabo una polinización más temprana como los cipreses, lo que hace que se vayan sintiendo esos primero síntomas de la alergia.

Según definen los expertos, una alergia es una reacción exacerbada del sistema inmunitario a una sustancia que su cuerpo identifica como invasor, y al cual clínicamente se define como alérgeno.

La frecuencia y severidad de cada tipo de alergia al polen varían según las zonas geográficas del país. Los síntomas suelen ser muy parecidos para todo tipo de alergias, según estudios el 70% de los pacientes tiene rinitis y conjuntivitis alérgica simultáneamente mientras que un 25% posee sólo rinitis y el 5% predominantemente síntomas oculares.

Entre los factores más usuales se encuentran:

  • Pólenes de árboles como el arce, fresno, plátano, olmo, ligustro, coníferas entre otros, desde fines de agosto y durante septiembre.
  • Polen de gramíneas (diferentes tipos de pastos), desde mediados de octubre a principios de noviembre.
  • Esporas de hongos: los hongos de interior de los ambientes como, por ejemplo, manchas de pared, pueden causar síntomas durante todo el año y los de exterior, como la Alternaria, predominan a fin del verano y durante el otoño.
  • Ácaros de polvo.
  • Caspa de animales (mascotas).

Además de estos hay sustancias que contribuyen a empeorar los síntomas debido a sus características irritativas como suelen ser el humo del tabaco o los aromas muy fuertes.

Esta primavera sigue los consejos que te dejamos desde Oferfarma y lleva tu alergia lo mejor posible.

  • No mantengas las ventanas de casa mucho tiempo abiertas, el mejor momento para ventilar es a medio día, cuando el tiempo suele estar más calmado.
  • El aire acondicionado no es recomendable para espacios pequeños, pero si  eres de los que no puede vivir sin él asegúrate de que   posea un filtro antipolen.
  • Evita las zonas con gran cantidad de plantas como parque y jardines.
  • Practica deporte en espacios cerrados.
  • Utiliza gafas de sol y mantén las ventanillas del  coche cerradas en tus trayectos.
  • En el amanecer  y el anochecer suelen concentrarse mayores cantidades de polen, si tienes que salir a estas horas de casa toma precauciones.
  • Contra los ácaros ventila la ropa de la cama diariamente, evita acumular objetos que acumulen polvo como alfombras, tapizados, cojines…
  • Para evitar la acumulación de polvo, polen o ácaros en tu ropa recomendamos tender la colada dentro de casa.
  • Evitar la humedad excesiva en el interior del hogar.
  • Evitar el humo del tabaco.
  • No se auto-medique. Siempre debe ser el médico quien determine qué tipo de antihistamínico es el adecuado para cada paciente evaluando la edad, el tipo y severidad de la enfermedad, la eficacia y los potenciales riesgos del tratamiento.
  • Evite el contacto o visite casas con mascotas si se sabe alérgico a perros o gatos.

Además de todas estas prevenciones hay ciertos componentes que hacen que nuestro sistema inmunológico esté más fuerte y en perfectas condiciones para hacer frente a estos síntomas.

El magnesio es quizá el nutriente más importante, ayuda a relajar los bronquios  y reduce la respuesta que inflama las mucosas y contrae las vías respiratorias. En Oferfarma tenemos multitud de suplementos ricos en magnesio como Epaplus Magnesio+ÁC. Hialurónico o Vallesol Magnesio+Calcio+Isoflavonas. 

La vitamina B6 tiene un efecto beneficioso sobre las vías respiratorias, disminuyendo el “ruido” en la respiración y la intensidad y la frecuencia de los ataques bronquíticos o asmáticos. Por otro lado, vitamina C mejora la resistencia ante los alérgenos y combate la acción de los radicales libres en los pulmones y las vías respiratorias inhibiendo el estrechamiento de los bronquios.

Etiquetas: bebé

Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are makes.